Razones para iniciar su propio negocio

Imagen de un camino abierto que conduce a la puesta del sol

¿Por qué convertirse en empresario?

Las personas vienen a nuestro sitio porque quieren desarrollar sus habilidades y, por lo general, quieren hacerlo por una de dos razones: ya sea para progresar en su puesto/compañía actual o para cambiar de carrera. Aunque apoyamos y alentamos ambos esfuerzos, realmente admiramos a las personas que dan el paso y deciden hacer algo completamente nuevo, a menudo sacando tiempo de sus agendas personales para perseguir la carrera de sus sueños que saben que está ahí para ellos.

Pero, en verdad, cambiar de carrera no es la única opción para aquellos que están un poco hastiados en sus puestos actuales y dispuestos a hacer un cambio para mejorar. Aunque puede que no sea para todos, la idea de iniciar un negocio es algo que muchas personas descartan antes de realmente tomarse el tiempo para pensar en sus muchas ventajas. Si usted es ambicioso, creativo, hambriento de un sentido de propósito y no es reacio a un poco de trabajo duro, establecer su propio negocio puede ser una excelente manera de liberarse de una carrera profesional insatisfactoria y hacer algo que realmente lo haga desear. saltar de la cama todos los días.

Entonces, ¿cuáles son las mejores cosas de probar suerte en el espíritu empresarial?

Eres tu propio jefe.

Sin lugar a dudas, este tiene que ser el aspecto más atractivo de construir su propio negocio. Dado que tendrás que ser el jefe (y probablemente el único empleado) durante una buena parte de tu viaje como empresario, puedes hacer más o menos lo que quieras. ¿Quieres tener un fin de semana de 3 días y una semana de 4 días? No hay problema. ¿Quieres trabajar en casa en pijama? Nadie te detendra.

Pero ojo: por mucho que nos quejemos de ellos, los jefes no tienen el trabajo más fácil del mundo. Ser el jefe no solo se traduce en una mayor libertad para hacer lo que le plazca, sino que también significa que deberá asumir una mayor responsabilidad, no solo por el éxito general de su empresa, sino también por su propio futuro y el futuro de aquellos a quienes usted. puede terminar empleando. También es el caso de que, al menos en las etapas iniciales, trabajará muchas horas sin recibir un cheque de pago regular, por lo que pasará un tiempo antes de que realmente pueda aprovechar el hecho de no tener un horario particular al que apegarse.

Sin embargo, si se siente cómodo tomando sus propias decisiones, entonces comenzar un negocio definitivamente puede ser una buena opción para usted.

Aprendes un poco de todo.

A la mayoría de las personas les gusta tener una especialidad y saber que tienen una o dos cosas en las que son realmente, MUY buenos. Tiene sentido: ser un experto en algo te da la confianza para asumir la responsabilidad de los proyectos y las decisiones que se toman en tu área de especialización, además de ayudarte a ganarte el respeto de tus colegas y clientes. Pero esto a veces se traduce en perderse actividades y proyectos en diferentes campos que en realidad pueden ser muy interesantes, llegando a una situación en la que terminas haciendo las mismas cosas una y otra vez.

Cuando inicia su propio negocio, realmente no tiene otra opción: si quiere tener éxito, deberá convertirse en un experto en todos los oficios. O mejor dicho, tendrás que aprender a ser todos los departamentos cruciales de una empresa, aunque seas una sola persona. La clave es aprovechar la oportunidad de adquirir nuevas habilidades y aprender más sobre una variedad de áreas clave en las que quizás nunca haya tenido que trabajar antes. Marketing, SEO, relaciones públicas, contabilidad, elaboración de presupuestos, creación de redes: no importa cómo se desempeñe su nueva empresa y dónde termine en la vida, estas son habilidades que le servirán bien en el futuro y le darán un sentido personal de logro que puede ser difícil. vencer.

Conocer gente es parte de la descripción de su trabajo.

Podría argumentar que la creación de redes es una parte necesaria de la mayoría de las profesiones, y tendría razón. Pero cuando inicia su propio negocio, debe dar un paso más y buscar constantemente formas de correr la voz y darse a conocer. Esto significa aprovechar cada oportunidad que tenga para contar su historia, pero también tomar la iniciativa y buscar o crear nuevas oportunidades para establecer contactos con otros profesionales. Algunos probablemente incluso irían tan lejos como para decir que la creación de redes y la creación de relaciones son los elementos más importantes para crear un negocio exitoso.

Si eres una persona sociable, esto definitivamente debería hacerte pensar dos veces antes de tu trabajo de escritorio.

Tú creas la visión y te apegas a ella.

Muchas empresas tienen visiones y declaraciones de misión, pero a menudo ocurre que los empleados no necesariamente las integran en su trabajo diario. Un problema podría ser que la visión en sí misma es algo que algunas personas no aceptan, otro podría ser que la gerencia no sea buena para creando una cultura corporativa en el que los valores y la ética son compartidos y arraigados en todo lo que hace la empresa.

Cuando inicia su propio negocio, usted es quien crea la visión de la empresa de acuerdo con lo que cree que es importante, además de ser quien se asegura de que los nuevos empleados también sientan pasión por esa visión. Se sorprenderá de la gran diferencia que puede marcar: no se trata (solo) de hacer que su empresa sea buena, se trata de creer en lo que hace. Tener una filosofía real y saber que tienes el poder de hacer que tu empresa sea lo que tú quieres que sea es algo poderoso. Te da un sentido de propósito, te motiva y te ayuda a enorgullecerte de todo lo que haces. Sobre todo, te hace querer hacerlo cada día mejor.

Similar Posts

Leave a Reply

Your email address will not be published.